Clínica Balkis | Rehabilitación y tratamiento del dolor Ocultar


El efecto antiálgico se debe, a que la luz láser aumenta la circulación en la zona dañada, aumentando el aporte de oxígeno, agua y nutrientes; esto favorece el incremento de la actividad metabólica dentro de la célula. Este efecto se realiza a nivel de la mitocondria, incrementando la producción de ATP mediante un proceso fotoquímico. Esto crea un entorno óptimo de curación que reduce la inflamación,los espasmos musculares, la rigidez y el dolor. Esto conlleva a una aceleración en la recuperación de las patologías de origen músculo-esquelético.

El K-laser, actúa mediante el  efecto bioestimulativo, anti-inflamatorio y analgésico de los 800nm y los 905nm. El tratamiento láser acelera cualquier tipo de rehabilitación. Igualmente ha demostrado su eficacia en el tratamiento de múltiples patologías como: dolor crónico, cefaleas, artrosis, artritis, epicondilitis, fascitis plantar, talalgias, espolón, fibromialgias, contusiones, lesiones post-traumáticas, dolor de espalda, tendinitis y tendinosis.

Slide Left Slide Right